Also available in English

Inf@Vis!

La revista digital de InfoVis.net

Accesibilidad
por Juan C. Dürsteler [mensaje nº 90]

El acceso a la información y su transformación en conocimiento es cada vez más imprescindible. La Visualización de Información pretende incrementar la accesibilidad pero, hoy por hoy, está en un estadio muy preliminar todavía. 

Recientemente he tenido la oportunidad de viajar a Japón y Corea por motivos profesionales. (No, no soy comentarista de fútbol). Los viajes tienen la virtud de ponerte en contacto con otras culturas lo que, en muchas ocasiones, permite poner en perspectiva las convenciones y creencias. 

En este caso, las baldosas texturadas que hay en las calles principales de la mayoría de ciudades japonesas me han hecho reflexionar sobre el problema de la accesibilidad, entendida en un sentido amplio, no sólo como la relacionada con las personas discapacitadas.

Parece ser que estas baldosas sirven para guiar a los invidentes en sus recorridos por la ciudad. Las hay de dos tipos (véase las fotos adjuntas) 

  • Baldosas con unos resaltes alargados. Sirven para indicar la dirección a seguir. Se colocan una detrás de otra en el pavimento de forma que los resaltes alargados quedan alineados indicando la dirección del itinerario a seguir. Obviamente se pueden recorrer en ambos sentidos.

  • Baldosas con resaltes en forma de círculos. Se encuentran siempre que hay un cambio de dirección posible, en los cruces entre itinerarios o delante de un obstáculo donde se corta el itinerario, por ejemplo al llegar a una escalera, enfrente de una taquilla, en la entrada de un ascensor, etc.
TokyoCiegos.jpg (72312 bytes) TokyoTickets.jpg (76699 bytes) TokyoStation.jpg (50208 bytes)
Cruce entre dos itinerarios. Nótese la textura punteadas de las tres baldosas que delimitan el cruce. Estación central de Tokyo, 25-05-02. Foto del autor. Pulse sobre la imagen para agrandarla Desvío hacia las taquillas. Al final del ramal que conduce a la taquilla hay un terminal con baldosas punteadas para indicar el fin del itinerario hacia la taquilla. Estación central de Tokyo, 25-05-02. Foto del autor. Pulse sobre la imagen para agrandarla Localización de un obstáculo. En este caso unas escaleras. Zona con doble hilera de baldosas punteadas en toda la extensión del obstáculo. Estación central de Tokyo, 25-05-02. Foto del autor. Pulse sobre la imagen para agrandarla

La idea en sí misma, así como la profusión y consistencia de su empleo en todas las calles importantes y especialmente en las estaciones de tren de la extensa red nipona me parecieron un ejemplo de accesibilidad que facilita la navegación de un discapacitado en un entorno complicado que no se conoce de antemano.

Algo bastante similar a lo que ocurre en muchas situaciones del mundo digital actual. Navegar por el ciberespacio hoy en día es como ir a ciegas por las calles de una metrópoli. En un medio altamente no lineal en el que puedes aparecer en cualquier página de una web sin saber en qué parte de la misma has aterrizado, nos guiamos por elementos de navegación como los “breadcrumbs”, las líneas que nos indican en dónde estamos en la jerarquía de la web.

Richard Saul Wurman, en su libro Information Anxiety 2, considera que la accesibilidad es el antídoto contra la ansiedad informacional. Tener acceso significa tener la posibilidad de hacer y usar todo aquello que cualquier otro puede hacer y usar, tener la libertad de aprovechar los recursos disponibles.

Lamentablemente los recursos que hay en el interior de un programa de ordenador o de un sitio web no son directamente accesibles. Típicamente utilizamos una parte menor de todas las posibilidades que nos ofrecen los programas (no me digan que se saben todas las posibilidades del Word) y la mayoría de las veces sólo vemos una fracción de lo que ofrece un sitio web.

Las interfaces gráficas han supuesto un salto adelante en la simplificación y la accesibilidad, rebajando la curva de aprendizaje. Lo mismo ha sucedido con la web. Desde su implantación navegar por el ciberespacio se ha simplificado y popularizado enormemente. 

Sin embargo, pese a la búsqueda incesante de nuevas formas de visualización, da la sensación de que nos falta una buena dirección en la que movernos. 

La visualización de Información está en un momento efervescente pero aún estamos a ciegas, siguiendo las líneas pintadas en el suelo, con grandes dificultades para transmitir de forma sencilla y fácil modelos mentales que faciliten la conversión de datos en conocimiento.

Hablaremos más sobre ello en próximos artículos.

Enlaces de este artículo:

http://www.infovis.net/printRec.php?rec=persona&lang=1#Wurman  
© Copyright InfoVis.net 2000-2018